De oro y de fuego en Libros y Literatura.es



Libros y Literatura.es
Un blog de reseñas y noticias literarias


De oro y de fuego, de Alfredo Rodríguez


Título: De oro y de fuego
Autor: Alfredo Rodríguez
Editorial: Los papeles del sitio
ISBN: 9788493673505
Páginas: 68


Me reencuentro con Alfredo Rodríguez, ¿recuerdan? Aquél poeta pamplonés del que un día les hablé para presentarles su poemario “Ritual de combatir desnudo”, entonces nos obligó a sumergirnos en un mundo homérico a través de una escritura elegante, elaborada  y sonora.

Hoy se acerca a nosotros con un nuevo poemario titulado “De oro y de fuego”. Siempre que me he acercado a la poesía de Alfredo he visto el oro, ya saben, poemas repletos de dioses y diosas sensuales y sublimes. Poesía que reluce de forma visual y sonora. Como la portada del libro, Hércules luchando con el león de Nemea… Sigue la lucha, el poeta en constante lucha, siempre en perpetuo combate y dispuesto a darlo todo, incluso la vida.

Poesía para recitar, para leer en alto, incluso si el lector lo precisa para sacarla a gritos de la garganta.



VÍA DE LA VERDAD

VIDA que no se parece a la vida
y ni se deja besar en los labios,
de su música y vuelo emocionado
nada me detenía,
....................................... ni siquiera la muerte.

Como aquél que portó
en sus hombros la piel del león de Nemea,
el que una vez fue
invulnerable en número divino
en un lugar sin límites,
.......................................salvífico.

Y ya soy tierra de olvido –me dije-
el que ha de volver a ser,
.....................................  al desgaire,
su ráfaga incendiaria
o su caudal de lengua.


Tras leer el poemario de Alfredo, he descubierto que muchas cosas han cambiado en su vida. Su misma vida, que al parecer, ha pendido de un hilo, hecho que por sí solo ya es motivo para que un poeta pase del Oro al Fuego. El dolor, el amor, y los sueños a los que no quiere poner ni un punto y seguido, y mucho menos un punto final.




ACONITUM ANTHORA

TODOS los versos, el Verso, el activo
venenoso, altisina la mortal,
relajante jarir
que por dentro me quema,
lo que de juventud
aún queda en mi sangre,
la entrada en cautiverio.

Lo único que tengo,
qué más puedo pedir,
la única esperanza de explicarme,
sit
... tibi
........terra
.................levis –decían los Antiguos-

y que la vida valga sólo por el Placer,
sea fuego en el fuego.


Y de entre el oro y el fuego, surge la vida nueva. Una nueva forma de ver la vida a través de la propia vida que nace. De Oro y de Fuego es la esperanza que ha llegado en forma de Óliver. El hijo del poeta nace para darle luz y color, pero sobre todo fuerza a un Alfredo que renace como un Fénix.   

La poesía convierte el barro en oro, nos dice en el prólogo del poemario José Luis García Martín. Yo un día, antaño, descubrí ese oro entre sus poemas, pero hoy veo más que nunca la fuerza del fuego, un fuego que no destruye sino que purifica, y hace renacer nuevos versos con más color y fuerza.
-
No es fácil acercarse al poeta pamplonés, pero una vez comprendido el sentido, sólo nos queda disfrutar de esa trasformación que nos ofrece más futuro que nunca.




Susana Hernández
Libros y Literatura.es
Un blog de reseñas y noticias literarias
 de junio de 2012

Publicar un comentario

  © Blogger template Shush by Ourblogtemplates.com 2009

Back to TOP