Hombre que nunca se duele de decir lo que piensa





HOMBRE QUE NUNCA SE DUELE
DE DECIR LO QUE PIENSA

«...o en esta ciudad gris, en donde poco
a poco voy muriéndome»
-victor botas-


Si precioso es el instante aquel que se va
en esta obscura tarde de piedra y verde
que ya es en mí, como muestra de gratitud,
carne de poema.
Y la gentileza en el trato
de este viejo poeta que me acompaña,
en campo abierto expuestos al fuego,
su raro magnetismo que dirige mis pasos
y de su rango da cuenta sobre esta lóbrega
ciudad de piedra y verde, esta ciudad odiada
y a la par amada por mí.
              Deletéreo placer
que acepta en sí la Fatalidad y atemperando va
esta pesadumbre que me aprieta. Si hasta
en sus más leves presagios el sentido
de la Cultura profesar, alquimia alejandrina
es, y ya habitado por ella nuestro espíritu
cada noche en la lectura columbrar
cómo el errado corazón de un hombre
es ennoblecido.
Poder infundir a los intervalos
de nuestra existencia la calidad del Arte,
en esta tarde de piedra y verde, entusiasta
admiradora, amante devota, en que ya tormenta
amenaza sobre esta aherrojada ciudad del norte;
pues qué indescifrable secreto de vivir
—herencia olvidada— es el de este hombre
que nunca se duele de decir lo que piensa.


Publicar un comentario

  © Blogger template Shush by Ourblogtemplates.com 2009

Back to TOP