Dance of the blessed spirits

 
 
 
 
DANCE OF THE BLESSED SPIRITS



Acto seguido,
inesperado
tomar tu vientre, hacerlo mío,
acabar con él el día,
navegar
los cuatro ríos del paraíso.
 

Acuérdate de mí, que gusté de probar
tu excelencia, como si fuera el más raro
y precioso de los amantes. Piedras
brillantes, sobrecogedor misterio el sentir
del paisaje de tu cuerpo. Ser un hombre
egoísta en el placer,
—sumido en la inconsciencia—
desesperado de tenerte. No saber cuál sea ya
mi verdadero yo; si éste que te posee ensalzada
o el que ayer te amó
con la fragilidad
y la caducidad de las cosas.
 

Como esperan los barcos la marea alta,
ocultos en la noche, hasta por fin
yacer contigo,
sin tregua,
sometido.

Publicar un comentario

  © Blogger template Shush by Ourblogtemplates.com 2009

Back to TOP